Рекламный блок

Los numerales multiplicativos

Se llaman multiplicativos los numerales que expresan los resultados obtenidos de una multiplicación. Los más usados son los que indican la multiplicación por 2 (doble), 3 (triple), 4 (cuádruple, que alterna con cuadruple en algunos países), 5 (quíntuple) y 6 (séxtuple). Existen también variantes en -plo, menos usadas en la actualidad: duplo, triplo, cuádruplo, quíntuplo, séxtuplo. Aunque varios de los restantes numerales multiplicativos pueden tener formas propias (como séptuple, óctuple, céntuplo), es normal emplear en su lugar fórmulas analíticas construidas con el sustantivo veces y el cuantificador más, como en siete veces más, veinte veces más. Las expresiones analíticas alternan con las formas sintéticas cuando estas existen: el doble ~ dos veces más; el quíntuple ~ cinco veces más, etc. Las formas doble, triple, etc., pueden ser sustantivos (el doble) o adjetivos (una ración doble). 

Los numerales multiplicativos dan lugar a construcciones comparativas. El complemento puede estar expreso, como en Tienen el doble de posibilidades que sus padres y el triple que sus abuelos de sufrir depresiones en algún momento de sus vidas (Vanguardia [Esp.] 1/7/1994), o recuperarse a partir del contexto: Tienen el doble de posibilidades. Los grupos nominales de nidos que contienen numerales multiplicativos se usan también como complementos circunstanciales: Hoy me cansé el triple. 

Cuando tienen carácter sustantivo, los multiplicativos son cuantificadores, pero los adjetivos solo lo son indirectamente. La interpretación cuantificativa de estos últimos depende en parte de la configuración que tenga la entidad a la que se refiere el sustantivo modificado por ellos. Así, es posible en Algunos tiburones tienen una doble la de dientes (es decir, tienen dos las de dientes); en Hakim, profeta del Jorasán, usó un cuádruple velo de seda blanca para no cegar a los hombres (Borges, Historia), o sea, cuatro velos de seda blanca, pero también un solo velo con cuatro pliegues, o en el quíntuple asesinato del despacho laboralista de la calle Atocha (País [Esp.] 5/6/1980), donde se habla de cinco asesinatos. Otras veces, sin embargo, los adjetivos multiplicativos aluden más bien a la propiedad de estar algo compuesto de varias partes (como en el triple salto mortal, donde no se alude a tres saltos) o la de destinarse a cierto número de personas (una habitación doble), entre otros usos similares.

Materiales similares

Comentarios

avatar
  • Войдите: