Рекламный блок

Restricciones gramaticales en el término de las preposiciones y las locuciones preposicionales

El término de las preposiciones y las locuciones preposicionales puede estar restringido por factores sintácticos y semánticos. Aun así, existe relación estrecha entre ellos, como se explica en los apartados que siguen. 

El que las subordinadas sustantivas se admitan con unas preposiciones y no con otras se suele interpretar como consecuencia de factores semánticos. Por ejemplo, la preposición durante exige que su término posea inherentemente un significado temporal, es decir, que designe un período (durante tres años, durante el otoño) o un suceso (durante la guerra). Las subordinadas sustantivas se rechazan en este contexto, como en durante {los acontecimientos ~ *que sucedieron los acontecimientos}, ya que no denotan períodos o sucesos, sino más bien hechos, situaciones o estados de cosas: para que lo admitan, gracias a que acudió en nuestra ayuda, a favor de que desciendan los impuestos, sin que yo tenga que ir. La interpretación del sustantivo hecho que es aquí relevante es aquella en la que no equivale a suceso: ante {el grave hecho ~ *que el hecho es grave}. Coinciden con durante en construirse con términos de significado temporal las locuciones a comienzo(s) de, a eso de (que se combina únicamente con términos que designan horas), a fin(es) de, a final(es) de, a mediados de o a principio(s) de, entre otras: 

Veníamos con mi cuñado por el camino que va de Vuelta Grande a La Canoa a eso de las once de la noche (Asturias, Presidente); Recogí pruebas de que Morris llegó a mediados de junio del año pasado (Bioy Casares, Trama); A finales de octubre entraba Gamallo en Bocentellas, un pueblo incendiado entre cuyas ruinas yacían aniquilados los restos de la vieja columna (Benet, Región). 

La expresión dentro de limita su término a los grupos nominales cuantitativos de naturaleza temporal, como en dentro de un rato, dentro de tres semanas. En estos casos, frente a los analizados en Criterios de delimitación, dentro de puede considerarse locución. La diferencia entre dentro de y al cabo de, que se construyen con complementos semejantes, radica en que el plazo designado se interpreta deícticamente en el primer caso (es decir, a partir del momento del habla), pero de manera anafórica en el segundo, por tanto a partir de algún punto de referencia introducido en el discurso. Esta diferencia explica contrastes como Se recuperó {*dentro de ~ al cabo de} dos días. La situación era distinta en la lengua antigua, en la que el segmento temporal introducido por dentro de podía medirse a partir de un punto del pasado, como en Sané dentro de quinze días, y fui en sus busca y seguimiento a la ciudad de Sevilla, para la cual era nuestra jornada (Céspedes, Píndaro). Se trata también esta cuestión en Los adverbios de localización y el tiempo verbal. Localización directa y localización de fase. 

La preposición entre requiere rasgos de pluralidad en su término, ya que pone en relación dos o más entidades. Estos rasgos pueden ser aportados por un plural morfológico (entre los libros), una expresión coordinada (entre Buenos Aires y Rosario), un sustantivo colectivo (entre la muchedumbre) o uno no contable (entre la bruma), especialmente si la materia designada por este último se presenta como densa o compacta. En efecto, resultan más naturales entre el barro, entre el humo, que entre el aire, entre el agua (pero se dice, en cambio, entre el agua turbia). En el habla popular de algunas zonas de la Argentina, Colombia y Venezuela, entre otros países, la preposición entre se usa, además, con el sentido de ‘dentro, en el interior de’, como en La ropa está entre el cajón. Este uso se conserva como arcaísmo en algunas regiones de España. 

Materiales similares

Comentarios

avatar
  • Войдите: