Categorías de la sección
Рекламный блок

El plural de los latinismos

Quedan invariables en plural muchos de los latinismos que aparecen en el DRAE y que acaban en -s (ángelus, cactus, campus, estatus, lapsus, rictus, tifus), en -x (códex) o en -r (imprimátur, páter). No obstante, se observa que muchos se adaptan progresivamente al castellano, sea de forma total o parcial. Así, son varios los terminados en -r que añaden -es (magísteres, nomenclátores), mientras que muchos de los que acaban en -us han adoptado un singular en -o y un plural en -os (auditorios, diplodocos, eucaliptos, foros, máximos, mínimos). Los finalizados en -t (accésit, déficit, hábitat, superávit) y en -m (quórum, réquiem, ultimátum, vademécum) siguen hoy la regla general para palabras de estas terminaciones, consistente en añadir -s en plural (accésits, déficits, hábitats, superávits, quórums, réquiems, ultimátums, vademécums), a pesar de que ha sido habitual en la tradición mantenerlos invariables. Resultan muy frecuentes en el uso los casos de doble (o triple) solución, como los páter y los páteres; los ítem, los ítemes y los ítems (con preferencia por esta última variante); los júniors y los júniores (se aconseja la segunda opción, lo mismo que en séniores); los accésit y los accésits (se prefiere la segunda variante); los eucaliptus y los eucaliptos, etc. No adoptan morfema de plural las locuciones latinas que se han incorporado al español, sea cual sea la terminación de sus componentes: los álter ego, los casus belli, los coitus interruptus, los currículum vítae, los delírium trémens, los lapsus línguae, los peccata minuta, los pluralia tántum, etc. 

Por influjo del inglés, se percibe cierta tendencia a usar en español algunos plurales latinos acabados en -a, como córpora, currícula, data, media, memoranda, referenda, que no se recomiendan. Se prefieren en su lugar o bien los plurales invariables (el corpus / los corpus) o bien los correspondientes a las formas adaptadas en -o: currículos, datos, medios, memorandos, referendos. 

La expresión latina sine qua non se usa en castellano como locución adjetiva invariable, restringida por lo general al sustantivo condición: Esto es una condición sine qua non para conseguir el trabajo. El pronombre relativo latino qua es singular, por lo que resulta forzado construirlo con antecedentes plurales. Se prefiere por ello evitar la expresión condiciones sine qua non y acudir a algún equivalente castellano, como condiciones necesarias. Por motivos similares se usan solo en singular la expresión statu quo y la palabra quid: el quid de la cuestión, en lugar de los quid de la cuestión.

Materiales similares

Comentarios

avatar
  • Войдите: